Cuáles son los Beneficios de la Hidroterapia

beneficios de la hidroterapia
Índice

    Qué es la Hidroterapia

    El agua como elemento curativo es el elíxir vital de la naturaleza. La hidroterapia es una rama de la terapéutica física cuyo objetivo es el empleo del agua en. cualquier estado físico o temperatura, utilizando sus características químicas, mecánicas y térmicas, contribuyendo al alivio y curación de diversas enfermedades.

    Beneficios de la Hidroterapia

    El agua limpia y purifica la piel mientras que su calor elimina la tensión nerviosa del cuerpo. Para las personas que llevan una vida muy ajetreada el momento del baño es un escape y una oportunidad para restaurar la sensación de paz y tranquilidad interior.

    Efecto de la hidroterapia

    • Térmico: Es una buena conductor de calor.
    • Mecánico: Aplicada en movimiento produce tensión o relajación muscular:
    • Químico: Las sustancias medicinales del agua penetran en nuestro organismo a través de las terminaciones nerviosas de nuestra piel.

    La piel recibe los estímulos derivados del uso del agua, y éstos, a través de impulsos nerviosos estimulan el sistema inmunológico, así aumenta la circulación, mejora la digestión, disminuye la sensación de dolor, favorece el metabolismo, reeduca los mecanismos reguladores térmicos y restablece funciones motoras disminuidas o atrofiadas.

    Su acción, se encuadra en la terapéutica física y la piel es su lugar de acción, en ella se suceden funciones sensitivas, de regulación de la temperatura, de la secreción glandular, de la excreción de toxinas.

    Para qué se Aconseja la Hidroterapia

    Las dolencias y enfermedades en que está indicada son innumerables:

    • Anemia
    • baño templado de pies y brazos.
    • La anorexia, con fricción, baño o chorro de agua fría en cuerpo entero.
    • La gastritis, compresa de agua caliente sobre el abdomen, etc.

    HIDROTERAPIA EXTERNA: BAÑOS

    Hidroterapia de Agua Fría

    Tonifican y revigorizan la actividad interna. En principio provocan palidez y frío en la piel, pero a medida que se prolonga su aplicación, al dilatarse los pequeños capilares sanguíneos se produce un leve color sonrosado.

    El cuerpo siempre necesita un período de adaptación, lo que permite tolerar sin problema el agua fría.  Se recomienda comenzar con una. esponja para luego pasar directamente a la ducha fría.

    Las aplicaciones de agua fría, generalmente sobre un cuerpo que se haya calentado previamente o en un ambiente caliente, estimulan el metabolismo y la producción activa de calor. Las personas que sufren de trastornos digestivos, reumatismo en los dedos de los pies, inflamaciones pélvicas problemas cardíacos o tensión nerviosa deben evitar los baños de agua fría.

     Hidroterapia de Agua Caliente

    Apropiados para aumentar la actividad excretora de la piel (eliminación de impurezas). Relajan y disminuyen la presión arterial.

    El calor calma y relaja el cuerpo disminuyendo las actividades de los órganos internos. El agua, caliente consigue, dilatar las arterias, un efecto de congestión sanguínea que favorece la transpiración.

    Es conveniente añadir preparaciones de hierbas porque los poros abiertos los absorben más fácilmente, por ejemplo. llantén, malva, menta. valeriana. manzanilla o cola de caballo.

    Al inhalar sus aromas, se estimula el cerebro y provoca bienestar. Los niños y personas que sufren de diabetes. esclerosis múltiple, presión muy alta o baja, evitarán baños muy largos en duración y muy calientes. así como el sauna.

    -ALTERNANDO AGUA FRÍA CON CALIENTE. Se basan en la ley de la acción y la reacción, su principal efecto es estimular la circulación de la sangre y reducir las inflamaciones. Suelen aplicarse sumergiendo la parte afectada dos o tres minutos en agua caliente, para después sumergida medio minuto en agua fría; este proceso se repite varias veces y se termina siempre aplicando agua fría.

    OTRAS APLICACIONES de la Hidroterapia

    Con los estímulos mecánicos del agua reforzamos el efecto de los estímulos térmicos sobre los vasos sanguíneos de la zona tratada.

    La combinación de estímulos térmicos y mecánicos (fricciones, cepillados, masaje subacuático, etc.) ocupa un lugar importante, como las aplicaciones frías de agua con fricción mediante un paño áspero para disminuir la sensación de frío y mejorar la reacción vascular.

    Los baños parciales de las piernas (nivel de agua hasta la ingle) favorecen el retomo venoso, medida de apoyo en el tratamiento de las varices, y más si el agua está fría. AI existir una mayor presión en nuestra superficie corporal, se comprimen los vasos sanguíneos, predominantemente los superficiales y en particular las venas, por lo que habrá un aumento del reflujo venoso hacia el corazón, fortaleciendo este órgano.

    Las personas con problemas cardiovasculares deben bañarse pausadamente, con el objetivo de que el sistema vascular se adapte a la presión y al levantarse.

    La reacción nerviosa es una reacción de sensibilidad que varía según la temperatura del agua.

    Con el agua fría se excita en su más alto grado la sensibilidad periférica, especialmente los vasos superficiales de la piel, lo que hace que el sistema nervioso recobre y aumente el tono, de ahí que sea eminentemente tónica.

    El agua muy caliente, a! igual que sucede con el agua fría, excita sin llegar a poseer la acción tónico sedativa en la misma intensidad. Produce un efecto menos marcado sobre el sistema nervioso, más agradable, más sedante, con la única contrapresión. Debemos tener precaución al momento de aplicar la hidroterapia, especialmente en pacientes con afecciones cardiacas. 

    Hidroterapia - Estimula y Alivia

    Los preparados medicinales que añadimos al agua (sal, esencias, extractos de plantas aceites esenciales y otros) poseen una doble acción:

    • Actúan estimulando directamente las terminaciones nerviosas cutáneas y por vía refleja, producen contracción o dilatación de los vasos de la piel, reforzando por lo tanto, el efecto térmico proporcionado por la temperatura del agua…
    • Por otro lado, una pequeña porción de preparados medicinales es absorbida por la piel y por la respiración, distribuyéndose a través de la sangre por todo el organismo (corazón, músculos, articulaciones, etc.) cumpliendo una acción terapéutica.

    Déjame un comentario

    Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia.